Ir al contenido principal

De cabecera...

Ya lo mencioné más de una vez, es mi cerveza de cabecera. La que tomo casi todos los días en casa, ya sea mientras cocino, o a la tarde un fin de semana acompañando una sopa o una picada o acompañando la cena. Es la cerveza que compro en cajón de 20 botellas de medio litro, la que nunca, pero nunca puede faltar.
Me acuerdo la primera vez que la probé, no sabía ni su nombre, pero fue una epifanía. Acostumbrado como estaba a las marcas de siempre, más alguna que otra Bernard. Probar algo tan rico, tanto mejor que el promedio fue una revelación.
Grande fue mi sorpresa cuando me di cuenta que la vendían en un bolichito cerca de donde suelo hacer mis compras. Desde ese día, se ha convertido en mi rutina ir cada dos semanas con mi cajón de botellas vacías para reemplazarlo por uno con botellas llenas.

La Svijanský Rytíř es una típica pilsner con 5% de alcohol. Color dorado, espuma bien blanca y esponjosa y poco gas. En la nariz notamos notas de frutas dulces complementadas por hierbas. Tiene buen cuerpo, es una cerveza sin pasteurizar, lo cual también contribuye mucho a su sabor, también con notas frutales, en este caso, frutas menos maduras y algo de fresa, el lúpulo se nota al final, dejándonos con un gustito amargo agradable y refrescante. Es una cerveza perfecta para una tarde calurosa. Se deja tomar muy bien, y nos invita a seguir tomando. Su versión točené es aún mejor, claro, con algo más de cuerpo y se siente sedosa al bajar.
El precio de esta delicia en este lugar donde la compro es de 11,50Kc (0,41EU) por botella de 1/2l, una botella de Pilsner Urquell, en supermercados, cuesta 20Kc (0,71EU). Por qué pagar más por menos.

Comentarios

  1. Ante todo enhorabuena por esta web en la que uno puede aprender tanto de cervezas. Y en mi caso gracias por escribir la entrada "Para darles una ayudita". Ayer llegé de un corto viaje a Praga, y los dias antes navegando sobre esta ciudad encontré esta gran web, y el articulo comentado. En el recomiendas varios sitios, de los cuales sólo pude estar en dos, ¡¡¡pero que dos¡¡¡, U Rudolfina, que gran descubrimiento, nos gustó tanto que repetimos a los dos dias. Nos trataron bien, comimos bien y bebimos mejor. El otro fué Malostranská pivnice, donde comimos en su patio una sartén de carne tapada con patatas enorme, y eso que el camarero en castellano nos dijo que ni grande ni pequeña para dos persona. En los dos buenos precios.
    Lo dicho, mil gracias por las recomendaciones, la pena no haber visitado también las otras.
    Me quedé sin ver la Pivni Galerie, y eso que la busqué, pero unas malas indicaciones, y poco tiempo para buscar me lo impidieron.
    Seguiré leyendo tu web.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hola! Lo primero es felicitarte por la pagina, somos muchos los argentinos aficionados a la cerveza pero Praga es el paraiso. La verdad que la Svijanský Rytíř no la probe nunca pero si algunas cerbezas checas como la Gambrinus o la Pilsner Urquell. En Argentina con un grupo de amigos conseguiamos cervezas importadas y nos aficionamos mucho a esto de probar birras (y antes de esto yo creia que la quilmes era buena). El mes que viene viajo a la Republica Checa, voy a una pequeña ciudad que se llama Skalna cerca de la frontera con Alemania (esta va a ser ya la 5 vez que viajo) y si todo va bien el año que viene me ire a vivir alla. Estoy estudiando checo pero todavia me falta para poder hablarlo bien, me suelo confundir bastante con las declinaciones. Un abrazo, y seguire leyendo tu web y esribiendote. Martin.

    ResponderEliminar
  3. Cada vez que escribo o leo sobre cervezas me dan unas ganas tremendas de tomar. M�s ganas me dan de tomar cuando celebramos fiestas patrias en Chile (18 de Sept y tambi�n se da el 19 Feriado, pero como ahora 17 ca�a lunes, lo dieron feriado tambi�n, as� que fueron 5 d�as de fiesta), y m�s a�n cuando parece que este invierno ya se est� yendo: hay un sol precioso y dan ganas de tomar cerveza.

    Yo no tengo una cerveza preferida que pueda comprar asiduamente, si comprase artesanal mi bolsillo quedar�a pronto en la bancarrota. Pero algo se puede hacer, y tomando una artesanal con miel de 6,5% que me regalaron los productores le� este comentario ansioso de que me lleguen las paulaner salvator que encargu� y una krusovice que supongo habr�s probado. No recuerdo cu�l tipo en todo caso.

    Salud entonces!

    ResponderEliminar
  4. Chete,
    Me alegro que te hayan gustado esos lugares, qué lástima que no pudiste encontrar Pivní Galerie. El otro día, paseando por el centro encontré otro lugarcito que vende cervezas de marcas chicas, no tenía la cámara encima, así que no le pude hacer fotos, pero ya voy a escribir al respecto.
    Gracias por leer y comentar.

    ResponderEliminar
  5. Martín
    Buena elección venir a vivirse acá. Espero que te salga todo bien. Ahora, cuando estés por estos pagos, metete en cualquier lugar donde veas el logo de una cerveza que no conozcas. Por lo general, son mejores que Gambrinus o incluso Pilsner Urquell. Lo mismo si vas a un supermercado, comprá algo que no conozcas, pero fijate el contenido alcohólico, si es menos de 4%, es una de las baratas y muy malas.
    Las declinaciones checas, qué lo parió (para los que no saben, son siete), yo hace cinco años que vivo acá, hablo bastante checo, pero las declinaciones las adivino y espero pegarla cuando hablo.

    ResponderEliminar
  6. La Krušovice, la recibiste el lata o en botella? La conozco y muy bien, la solía comprar para tomarla en casa, la Imperial, hasta que descubrí Svijany. Desde entonces la tomo poco. No son muchos los lugares donde la sirven bien.
    Me gustan mucho las cervezas saborizadas con miel.....

    ResponderEliminar
  7. De las Krušovice tengo la imperial y la bohemian algo, ambas en botellas de 500cc.

    Yo no soy muy de cervezas frutales, prefiero una con fuerte sabor a malta. En Chile he probado 3 que tienen toques de miel, bueno una es casi pura miel, pero no son mis favoritas....aunque es bien sabido que esto de los gustos va cambiando con el tiempo.

    ResponderEliminar
  8. La Krušovice Imperial es una tipica checa estilo Pilsen, amargona. A mi me gusta, pero la cervecería no tiene una muy buena reputación entre los conocedores.
    Lo que más me gusta de las cervezas con miel acá es que, de algún modo los maestros cerveceros han logrado darle el gusto de la miel, sin que la cerveza sea demasiado dulce. Me acuerdo una vez probé una cerveza con miel austríaca y era tan dulce que no se podía tomar.
    Por lo demás, las cervezas frutales o saborizadas me gustan para tomar de vez en cuando, no todos los días. En Pivovarský Dum hacen una saborizada con café que es espectacular, genial para tomar después de comer.

    ResponderEliminar
  9. Tienes razón, la cerveza muy dulce a miel es otra cosa y es difícil de tomar, por lo menos como 100% cerveza. Aquí en Chile una marca que era artesanal pero que la compró una compañía grande, y bajó en algo su calidad, hace una de miel pero que estoy seguro su nicho de venta es otro que el del cervecero, de hecho, creo que es para quienes no les gusta mucho el amargor de la cerveza.

    ResponderEliminar
  10. Las cervezas con miel acá son, por lo general, lagers elaboradas con los ingredientes tradicionales a las que se les agega miel, el resultado es, por lo general, algo muy rico y complejo. Son mas dulces que una cerveza tradicional, pero no demasiado.
    El mejor ejemplo es la Rambousek saborizada con miel de castaños, es simplemente una maravilla. Lástima que el Maestro Rambousek no la hace todo el año....

    ResponderEliminar

Publicar un comentario