Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de abril, 2014

Reseña de vuelta a las raíces: Pivovar Bašta, Pivovar U Bulovky

No, no me he olvidado. He estado visitando algunos de los brewpubs the Praga y tengo varias reseñas en gatera. Aquí tienen las primeras dos: Pivovar U Bulovky y Pivovar Bašta.

Ambos locales son básicamente tabernas de barrio que resulta hacen su propia cerveza. Pero ahí es donde terminan las similitudes.

U Bulovky abrió en 2004, cuando los dedos de una mano eran más que suficientes para contar los brewpubs de Praga. Fue el primero en abrir fuera del centro, lejos de las áreas frecuentadas por turistas, y desde el primer día fue un negocio por sí mismo; la criatura de un Maestro Cervecero, Frantíšek Richter.

Bašta, por otro lado, abrió a fines de 2007, justo en los inicios del actual boom microcervecero, como un anexo de un bolichón de la vieja escuela, U Bansethů. El dueño no es un maestro cervecero, sino un hostelero que se dio cuenta qué tan buen negocio puede ser elaborar la cerveza propia.

Desde entonces, Bašta se ha agrandado, agregando un par de salones más (se ha vuelto tamb…

De Birras en Baviera - 4ta parte

¿Qué? ¿Estás pensando en leer esta entrada sin antes haber leído Parte 1, Parte 2 y Parte 3? ¿Estás loco?

Cuando llegamos a Hofbräuhaus, Kristof llamó a un amigo suyo para ver si estaba en la ciudad. Era Diego, un Italiano que vende Auer-Bier en su bar en Verona, y un tipo genial.

Diego es una de esas personajes casi de ficción con una aparentemente inacabable colección de anécdotas que harían reír incluso a un guardia de palacio. A pesar de ser un extranjero que apenas va a Múnich a lo sumo un par de fin de semanas al mes, a Diego le tomó solo seis meses para ser aceptado entre los Stammich de Hofbräuhaus, y ahora tiene su propio Maß de cerámica que mantiene bajo llave en unos casilleros tipo jaula reservados para los más leales clientes de este salón cervecero

La idea de tener que esperar quizás media hora para poder tomar otro Maß de esa cerveza tan burocrática no era atractiva así que se decidió que iríamos a otro lado – Hofbräuhaus es, términos generales, uno de esos lugares a …

Buenas noticias, después de todo

Este año no estaba esperando la llegada del mes de abril con mucho entusiasmo. En febrero me había enterado que mi proveedor de cabecera, Nápoje Charvát cerraría a principios de mes (asuntos personales del dueño). Cuando marzo ya se acercaba a su fin y todavía no había novedades sobre alguien que continuaría con el negocio, tal como el Sr. Charvát quería, me empecé a preocupar. La pérdida de esa botellería sería un dolor de huevos, no hay en Praga ningún otro lugar que pueda igualar a esta nápojka en términos de diversidad de marcas, precio y conveniencia – cuando venimos a Praga en auto estacionamos cerca, lo cual me da posibilidad de comprar cerveza de a cajón y no botellas sueltas. Y después llegaron las tristes noticias sobre Kaaba.

Si bien es cierto que hoy día en Praga hay bastantes lugares lindos para tomar una buena birra matutina, para mí Kaaba no se trataba de la cerveza, sino de la gente que me encontraba ahí, y eso sería muy difícil, sino imposible de reemplazar.

Pero la…

De Birras en Baviera - 3ra Parte

Ni se les ocurra ponerse a leer esta entrada sin antes haber leído la primera parte y la segunda parte, o no van a entender un carajo.

El llamado de la naturaleza me despertó demasiado temprano a mañana siguiente. ¿No podría haber esperado una hora más la conchuda esa? Luego de atenderlo (y de abrir las ventanas, espero que a la señora de la limpieza le hayan dado una máscara de gas), intenté volver a dormir pero sin éxito. No podría decir que tenía una resaca propiamente dicha, me sentía más que nada como si mi estómago todavía estaba tratando de ver qué podía hacer con la cena de la noche anterior.

Era demasiado temprano para ir a desayunar, aunque mucha hambre no tenía, la verdad. Prendí la tele para que me ayude a pasar el tiempo, sin esperar demasiado y no me fui decepcionado.

Dudo que la TV alemana sea muy entretenida, incluso cuando entendés el idioma, así que te podés imaginar lo que es cuando no lo entendés. Pero encontré CNN, y me hizo desear no entender inglés. Su cobert…

Presentando el "Estándar Permon"

Debo confesar que las primeras cervezas de fermentación alta de Pivovar Permon no me causaron una buena impresión, no eran muy buenas. Pero desde entonces han mejorado bastante. Nunca serán capaces de enloquecer a nadie, pero cumplen con su laburo bastante bien y, además, a un precio más que razonable, comparadas con otras cervezas similares elaboradas en la República Checa. Esto las hace ideales para tenerlas como punto de referencia,y es así como se me ocurrió el "Estándar Permon", una vara para medir las české ejly en lo que respecta a su relación precio/calidad.

Para darles un ejemplo, Benediktin IPA, de Břevnovský Pivovar o Podlesní IPA, de Pivovar Podlesí podría decirse son SP (Sobre Permon): están más o menos al mismo nivel de precio, pero me gustan más. Por otro lado, Rebel IPA de Havličkův Brod es BP (Bajo Permon), la pinta que tomé el otro costaba más o menos lo mismo pero no estaba muy buena. La IPA y la BIPA de Two Tales también son BP, pero debido al precio - a…

De Birras en Baviera - 2da Parte

Antes de empezar con este, lean la primera parte, en serio.

Con panzas alegres, dejamos Schneider-Weisse para dirigirnos a Essing, disfrutando de la hermosa campiña bávara.
Essing en un pueblo pequeño y muy bonito, la mayor parte del cual no debe tener más de un par de cuadras de ancho; está estrujado entre un arroyo y unos acantilados de, creo, piedra caliza.

El día ya estaba en plena primavera para cuando estacionamos frente al Brauereigasthof Schneider, así que fuimos derecho a la terraza en la parte trasera del edificio. Un escenario idílico. Elegí la Bock de la casa, que a mi gusto le faltaba un poco de sabor, pero no importó, estaba como perro con dos colas.
Mientras tomábamos nuestas birras y charlábamos, Líbor fue a buscar algo al auto y cuando volvió nos dijo que se había encontrado con el dueño y maestro cervecero de Schneider Brauerei, que había aceptado mostrarnos su cervecería.

No tiene absolutamente nada que ver con la que habíamos visitado algo más de una hora atrás…

The Session #86: Periodismo cervecero

En la edición de este mes de The Session, Beer Hobo pregunta:
¿Qué papel juegan los autores cerveceros en la cultura y el crecimiento de la cerveza artesanal? ¿Somos partidarios, críticos o contamos historias? ¿Cuáles son las historias que no se cuenta y cuáles son las que nos gustaría que nunca más se vuelvan a contar? ¿Cuál es tu dieta de medios cerveceros? ¿Qué publicaciones, blogs, páginas web lees para saber sobre la industria? ¿Son los periodistas cerveceros sub-humanos? ¿Es el periodismo cervecero algo de poco entusiasmo y/o muribundo? Voy a responder a las dos primeras preguntas:

La primera: No sé por qué los autores cerveceros deberían limitarse a una marca, en ese caso, "Cerveza Artesanal", y por qué se espera que juguemos papel alguno en su crecimiento, no somos relaciones públicas.

La segunda: demasiado enamoramiento, poca crítica (aunque está mejorando), y todavía menos historias; pero cada uno es libre de escribir lo que le venga en gana, nadie está obligado a…

De Birras en Baviera - 1ra Parte

La historia de cómo me uní a Líbor, el dueño de Kulový Blesk e importador de Schneider-Weisse y Au-Hallertau, y a Štěpán y Mírek, respectivamente, el director y el representante comercial de Únětický Pivovar empieza en Septiembre del año pasado.

Mi mujer se había tomado el fin de semana, dejándome con la pequeña. ¿Qué es lo que un progenitor responsable puede hacer para entretener a una muy energética niña de 4 años? Ir a una cervecería, por supuesto. Así que nos tomamos el bondi a Únětice, mi hija saltando de alegría.

Ese día, Únětický Pivovar estaba recibiendo visitas: el dueño, el director y el maestro cervecero de Schlossbrauerei Au-Hallertau, que habían traído consigo un barril de su Weissbier.

El boliche de la cervecería estaba bastante lleno cuando llegamos y no invitaron a compartir la mesa con los bávaros, que resultaron ser tipos bastante copados, y con Líbor, que vale decir, es un tipazo. Pasamos una tarde genial, los “Auers” me invitaron a visitar su cervecería y le dije …