Ir al contenido principal

Benditas sean las diferencias


Maestro de escuela, maquinista del metro, periodista, mecánico, farmacéutico, cervecero, asesor de RR.PP., gerente, escritor, camarero, librero, empleado público, hostelero, comerciante, traductor, ingeniero, somelier, empresario, especialista informático, diseñador, vendedor, editor, auditor impositivo, estudiante, agente de viajes, director de escuela, albañil, punk rocker, carpintero, jubilado, patólogo, limpiaventanas.

Estas son las profesiones y oficios de algunos de mis amigos y otras personas con las que me junto a charlar de tanto en tanto. Sus edades van desde los veintipocos hasta pasados los 60. Sus nacionalidades, Argentina, Chile, España, Italia, Inglaterra, Escocia, Irlanda, Noruega, Suecia, Dinamarca, Estados Unidos, República Checa, Eslovaquia, Rusia, Alemania...

Lo único, absolutamente lo único, que tengo en común con toda esta gente, y que esta gente tienen en común entre sí, es la cerveza. Algunos viven de venderla o hacerla, o en algunos casos, de escribir sobre ella. Para otros, la cerveza es una pasión, un hobby, mientras que al resto les gusta "solamente" tomarla y disfrutar su infinita variedad y matices más allá de lo que las etiquetas digan.

A algunos de ellos los conocí gracias al blog, a otros, de manera casual. Algunos se convirtieron en buenos amigos, mientras que otros no son mucho más que gente con la que me siento a charlar si nos encontramos en una hospoda. A algunos los veo seguido, a otros, de tanto en tanto o cuando vienen a Praga.

Sea cual sea el caso, la cerveza, su mundo y su cultura, suele dominar la conversación, aunque más no sea para abir una charla que pasará por otros temas más o menos serios. En esos momentos, con un vaso adelante, sentados en una hospoda, nuestras más que evidentes diferencias pasan a un tercer o cuarto plano. De dónde venimos, qué hacemos, en qué creemos o no, nuestros gustos en comida, películas, música, etc o incluso nuestras ideas políticas afiliaciones deportivas (cuando las hay) no son importantes, a lo sumo sirven de condimento para la charla. Sea lo que sea, a todos nos gusta tomar y disfrutar nuestras cervezas, y eso es lo que, en ese momento, verdaderamente importa.

Antes de convertirme en un Filósofo Cervecero, me había interesado por el vino y había empezado a estudiar un poco su mundo, mientras me "entrenaba" para ser un "foodie" (palabra que hoy casi detesto). Menos mal que mis finanzas no lo permitieron y que toda esa energía intelectual y gástrica fue a parar a la cerveza, sin ella y la gente que gracias a ella he conocido, mi vida sería mucho más pobre.

Na Zdraví!

Comentarios

  1. Ahoj Max,
    Y que podamos seguir tomando más...
    Besinos, Ra

    ResponderEliminar
  2. Hola

    Que nota por dios , master , capo , titan ,
    la cerveza que cosa tan pero tan rica , dios y los hombres la crearon para nosotros , para beberla y disfrutarla , cada dia me gusta mas y lo digo sin tapujos , aunque me critiquen algun que otro boludo y no entienda nada y me digan , pero el vino nia nia nia nia nia nia.
    Tu blog excelente sin censura , copado , sin gente desubicada muy lindo y entre nosotros la birra , DIOS la birra y nada mas.
    Antes tomaba un poco de vino , ahora se limito a dos o tres veces por anio , pero ella acaparo todo y no le permite que nadie la suplante , solo la enganio cada tanto largo con un fernecito con coca que todabia me puede.

    bueno Max capo , saludos desde Francia tierra de los mejores vinos como dicen algunos , de un bebedor de cerveza .


    Omar


    Pd que tema el vino tambien , un mundo de gustos sabores y poder , pero a mi no me interesa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fernet con coca cola, bebida de los sin paladar si las hay.
      Un bebedor de esa mezcla dirá sin tapujos, cuando le ofreces una buena cerveza: es muy amarga, es negra, tiene un fondo acaramelado, la espuma es demasiado espesa, por eso no me gusta. Todo esto sin recapacitar que son los atributos de la mencionada bebida que entró en su paladar gracias a carísimas campañas publicitarias.

      Eliminar
  3. Estupenda oda a la cerveza y la buena compañía que esta atrae! Salud!

    ResponderEliminar
  4. Bien escrito, me pasa lo mismo en el día a día, sin diferencias estaríamos más que jodidos jejeje
    Haya Salud

    P.S.- Foodie posiblemente sea el mayor palabro snob con los que me encontré en los últimos años, no puedo con él término , ni con lo que representa y quienes lo representan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Pero qué bueno es verte dando señales de vida otra vez!

      Eliminar
  5. Chelita grande papa como te baila , loco


    omar

    ResponderEliminar

Publicar un comentario