Ir al contenido principal

¡Polémica las pelotas!

La discusión sobre los precios se está yendo al carajo. La cantidad de comentarios en La entrada en Lúpuloadicto hace rato que dejó atrás el centenar y un blog inició una encuesta que le pregunta a los lectores sobre cuáles creen son los precios justos y adecuados para cervezas de diferentes categorías. Más allá de la legítima curiosidad del autor, no me termina de quedar bien en claro cuál es el propósito de esta encuesta, pero bueno, yo no soy el que va a tener que procesar las respuestas.

Pero igual. Se habla de precios justos, de abuso, de deshonestidad. ¡Déjense de joder! No estamos hablando de atención médica, servicios de telecomunicaciones o productos de la canasta familiar. ¡La concha de la lora! Estamos hablando de cervezas alternativas. ¿Qué es lo siguiente, quejarnos del precio de los puros, el Cognac VSOP o el Champagne?

Acá no hay ninguna polémica. Esto es libremercado. Los empresarios quieren ganar lo más posible por unidad y los consumidores más sensatos quieren gastar lo menos posible por esa unidad (aunque para ser honestos, el ideal del consumidor es conseguir todo gratis). La realidad obliga a tanto unos como otros a hacer concesiones y buscar un punto intermedio que le permita, e incentive, al empresario a seguir funcionando y produciendo y al consumidor a tener la sensación de haber recibido valor a cambio de su dinero.

La clave es que "Valor" es algo muy intangible, que va mucho más allá de la calidad y que cada persona va a enteder de una manera difrente. Es por ello que hay gente dispuesta a pagar una pequeña fortuna por el privilegio de tener tal o cual logo bordado en un prenda confeccionada en Vietnam o por un perfume que lleve el nombre de tal o cual celebridad o por una cartera firmada por un diseñador francés o italiano. Esto es algo que los empresarios saben muy bien y naturalmente aprovechan. A esto hay que sumarle que, para bien o para mal, las cervezas alternativas, al menos en España, están "de moda" y que las barreras de entrada al mercado son ridículamente bajas, lo que nos da una burbuja, que como toda otra burbuja, es inflada por los compradores.

Mientras escribía esto en mi mente, se me ocurrió que a lo mejor, una de las principales causas de esta burbuja es la constante demanda de novedades. Leyendo blogs españoles, muchas veces me quedo con la impresión (muy probablemente errónea) de que nadie toma la misma birra dos veces. ¿Puede ser que esto este obligando a los elaboradores a pensar nuevas cervezas cada dos semanas por temor a que se los ignore en el próximo festival o lo que sea, sin poder dedicarle el suficiente tiempo a optimizar procesos y ciertos aspectos de la gestión a fin bajar costos y de que sus empresas sean más eficaces?

Para buscar una respuesta esta pregunta me puse en contacto con un amigo catalán que conoce como pocos el panorama micro-cervecero local y a sus protagonistas. Le pedí que me ayude a distribuir una serie de preguntas entre los elaboradores, pero resultó no ser necesario. Si bien mi teoría no fue ni confirmada ni refutada, este buen hombre me pasó un dato que hasta ahora no había tenido en cuenta.

Según él, en Catalunya hay 60 marcas de cerveza y solo 15 fábricas. Esta inflación se debe principalmente a homebrewers que alquilan capacidad para elaborar sus cervezas en instalaciones habilitadas y a hosteleros, etc. que se hacen elaborar cervezas "llave en mano". El costo de este servicio oscila por lo general entre los 2,5 y 3,5 EUR/l, dependiendo del volumen de la partida y el tipo de cerveza. Cervezas que no es raro más tarde se vendan a 10 EUR la botella de 0.75l.

¿Cómo es que se ha llegado a esta escandalosa situación? Porque estos empresarios tienen la certeza razonable de que van a poder vender sus cervezas a esos precios sin tener que sudarla demasiado. O sea, la burbuja. Esto no es crítica hacia la calidad de estas cervezas o si deberían valer tanto. 2D2dspuma ayer decía que en cierto modo veían a esta burbuja como algo positivo y que no estaría mal si fuese más grande. Alguien podría alegar que 2D2spuma como empresa se han beneficiado bastante con esta burbuja (lo cual, en lo personalmente me parece fenómeno y se lo merecen) y que su opinión no deja de ser la de un empresario, y quizás tengan razón, pero no viene el caso.

De los precios de hostelería no vale la pena ni hablar. Un bar no te vende cerveza, te vende un servicio, que es en realidad lo que el cliente está pagando. Este comentario en el blog de 2d2dspuma creo deja más claro que el agua que protestar porque un bar vende a 6 lo que otro vende a 4 es una huevada. Nunca pude entender del todo por qué Pivovarský Klub me vende Primátor Weizen solamente en medida de 30cl, por el mismo precio que en otros pubs puedo comprar medio litro. Nunca se me ocurrió pedirle explicaciones a los dueños (y mucho menos a los camareros) porque consideré que sus motivos eran más que válidos, o no, qué se yo, la cerveza igual no la voy a comprar.

Pero bueno, creo que esta polémica fantastma se puede resolver respondiendo a una muy simple pregunta. ¿Sos consumidor habitual de cervezas que te parecen ridículamente caras?

Si la respuesta es no, entonces no tenés motivo para quejarte, no es tu problema. Seguí tomando lo que venías tomando hasta ahora y disfrutá de la vida.

Si la respuesta es sí, entonces no tenés derecho a quejarte, vos sos la causa del problema. Así que o dejás de comprarlas o cerrás el orto.

Tal como decía el otro día. Muy fácil

Na Zdraví!

Comentarios

  1. Me parece muy interesante eso que dices de que mucha gente sólo no bebe una misma cerveza dos veces.

    Yo creo que existen dos formas de beber cerveza, por lo menos en España: por un lado, la de probar cosas un poco caras, nuevas y generalmente buenas, que solo te puedes dar el gusto de probar una vez, o pocas. Y por otro lado está la de la cerveza del día a día, mas normalita y sobre todo barata.

    Creo que estas dos tienen sus aspectos positivos y negativos, de unas bebes mas cantidad porque son baratas, y de la otra bebes menos porque son mas caras. Puede que en ocasiones una sea demasiado cara y la otra demasiado mala.

    Desde mi punto de vista es especialmente malo cuando fetichizamos algo por el mero hecho de tener un precio elevado, pero creo que eso siempre va a estar ahí, no solo en el mundo de la cerveza, pero también creo que la gente que tiene un conocimiento real sobre la cerveza no se deja llevar por esas cosas, o no debería, jejeje.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. hey.. l ode laprimator a 30 cl. es un ejemplo perfecto... yo tampoco entendi nada... pense que era algo mas profundo de lo cual nadie me queria explicar... igual la compraba en la estacion de tren de zizkov a 16czk la botella, ja

    ResponderEliminar
  3. Respecto a repetir... yo la verdad es que repito poco, pero fíjate, justo esta mañana he pedido cinco 942's porque las he visto a 1.90€, y en su día comentaba de la Sagra Premium que sería una habitual si costase menos de 2€... y como la he encontrado a 1.85€, me he llevado 3.

    En fin, que a pesar de no repetir demasiado, Franziskaner (como ejemplo de cerveza ligera que bebo a menudo) y Aventinus Eisbock (como ejemplo de cerveza potente que bebo más bien de vez en cuando) nunca faltan en mi despensa, porque cuestan 1€ y 2.2€ respectivamente.

    Y ojo, no pretendo que una artesanal cueste como la Franziskaner, pero entre los 1.75€ que pagaría continuamente por una 942 o Sagra Premium y los 2.40€ que suelen costar la mayoría hay una diferencia bastante gorda.

    Aun así, comento mi caso porque me ha parecido interesante el tema de la búsqueda de la novedad como motor de la burbuja, pero estoy totalmente de acuerdo en que es tan fácil como que cada uno pague lo que considere oportuno.

    ResponderEliminar
  4. Me gusta comprar cervezas de 2€ o más, pero solo para ocasiones puntuales y normalmente para probar el producto. En el día a día eso para mi bolsillo eso es inviable y recurro a cervezas más baratas, aunque no por ello (en mi opinión) de peor calidad, porque seamos claros, unas cuantas artesanas de precios prohibitivos han ido directas al fregadero, cosa que (aún) no me ha pasado con ninguna industrial.

    Sinceramente, disfruto igual o más con una Hoegaarden, Pilsner Urquell, Affligem, Paulaner o Guinness Draught, que con otras del estilo (pero "artesanas") de 2'50€ o más. !Al menos salgo barato! ;)

    ResponderEliminar
  5. Yo no creo que existan precios justos o injustos. Es cuestión de cada uno y de lo que está dispuesto y/o en posición de pagar. Acá hay cervezas que me gustan mucho, pero no las compro porque son caras. No quiero decir que no valen su precio, sino que cuestan más de lo que hoy día tengo ganas de pagar por una birra...

    ResponderEliminar
  6. Max, está bien que creemos debate y que discutamos e incluso que nos echemos la mano al cuello siempre que la sangre no llegue al río, pero los radicalismos no los comparto y tu forma de afirmar las cosas me dan esa sensación. Que nos dejemos de joder igual es lo que le interesa a unos pocos pero mira tu por donde me temo que no va a ser así. Desconozco hasta qué punto conoces o sigues los precios y márgenes que se mueven por aquí pero suponiendo que los conoces al detalle me planteo qué problema puedes tener en que la gente esté disconforme en que los precios estén por encima de lo lógico, entendiendo como lógico un precio al que se le aplica el sentido común y al que se le ponen todos los extras habidos y por haber que se le ponen, no lo olvides, a la cerveza artesana. Lo quieras o no parte del mercado está hinchado y es nuestra obligación como consumidores (te creía un ferviente defensor del consumidor y sobre expresar su disconformidad) quejarnos y exigir lo que nos parece justo. Luego estará el hostelero y pondrá su precio, el que le de la gana y lo pagaremos o no, pero nuestro derecho es el de quejarnos. Porque no nos olvidemos que si todo esto está como está es gracias a que mucha gente sin mucha experiencia se deja llevar. Eso de que si hablamos de "cervezas alternativas" y por tanto tienen su precio... por dios...

    Primero me parece un tanto radical eso de que: "¿Sos consumidor habitual de cervezas que te parecen ridículamente caras? Si la respuesta es no, entonces no tenés motivo para quejarte, no es tu problema. Si la respuesta es sí, entonces no tenés derecho a quejarte, vos sos la causa del problema. Así que o dejás de comprarlas o cerrás el orto.". Creo que tanto quien paga como quien sabe de la existencia de algo sin querer pagarlo tiene todo su derecho a expresar lo que le parezca y sobretodo a exigir ya que más que posiblemente se gaste su dinero en otras cervezas y si expresa su opinión es porque le importa algo. Dudo que la gente que se queja de los precios de una cerveza X artesana que vale 10, 12 o 15€ sea el consumidor de cervezas de marca blanca ya que difícilmente va a querer salir de eso, con todo el respeto para esas cervezas y sus consumidores.

    Desconozco si todos los casos cumplen eso de "2,5 y 3,5 EUR/l" por servicio pero te puedo decir dos casos muy conocidos por bastante gente en que en elaboradores alquilados ese era el precio del distribuidor y de ahí hasta 10€... En fin, que puede que tengas razón en que si la gente lo paga pues allá cada uno pero a lo que vengo y con esto termino es curiosamente con la frase con la que terminas en el comentario justo arriba de este "cuestan más de lo que hoy día tengo ganas de pagar por una birra...". Sin más.

    ResponderEliminar
  7. Pau. Los empresarios están actuando de acuerdo a su naturaleza. Por más pasión, amor, o lo que sea que puedan o no tener por la cerveza artesana, el principal propósito de su existencia no es alegrarle la vida a los consumidores sino ganar lo más posible. Lejos estoy de negar que hay algunos que no están actuando de la manera más sensata y que no parece interesarles demasiado el largo plazo, pero ese va a ser tarde o temprano su problema y no el nuestro.

    Sí, soy ferviente defensor del derecho del consumidor a quejarse (y de no comprar si le parece caro ¿acaso hay queja más poderosa que esa? y del empresario de cobrar lo que le venga en gana el fruto de su trabajo), pero hay que ser razonable. Si cada vez que una "Artesana" (fábrica propia o alquilada) saca una "edición especial" y vos vas corriendo a comprarla y dejás en la caja 10EU y después te quejás por los precios, hay algo que falla, que no es lógico. Si a vos te parece que el precio de un artículo de lujo es demasiado caro, no lo comprás, y punto. No podés culpar al empresario porque, parafraseando a un comentario en tu blog, "si yo compro a 10 algo que creo debe valer 8, soy un burro, si el empresario tiene suficiente gente que le compra a 10, sería un burro si lo vendiese a 8."

    Por otro lado, una cosa es decir "esta birra me costó 10EU y la verdad que no los vale." Eso me parece fenómeno, porque el problema no es tanto el precio sino la calidad y quizás es algo que los blogs deberían decir más (seguro le sería más útil a todos que decir "Algunas cervezas" "una cerveza que todos conocen", pero ese es otro tema del cual se ha hablado bastante), pero quejarse del precio de algo que no se ha comprado me parece injusto, ya que todavía no sé si el producto lo vale o no.

    Lo que me molesta acá es el discurso de algunas personas que implícita y hasta explícitamente están casi acusando a elaboradores, distribuidores, minoristas y hosteleros de robarles, abusar de su inocencia u otras estupideces, como si tuviesen algún tipo de obligación de comprar esos productos o servicios.

    PD: Y me gustaría saber cuántos de estos que se quejan compraron el pack de Westvleteren. De golpe pagar 50EU para que unos monjecitos puedan refaccionar el baño, o lo que sea, está todo bien, pero si mañana Ca l'Arenys viene y dice que va a sacer una edición especial en botella encorchada de su Montserrat a 10EU para poder financiar la compra de una nueva linea embotelladora, seguro que todos los mandarían bien a la mierda...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo personalmente estoy de acuerdo con parte de las apreciaciones de Pau y parte de las tuyas. Por motivos de trabajo no estoy siguiendo este interesante debate como me gustaría.

      Dicho esto, algo que hasta ahora no había leído, me parece muy interesante tu PD. Es algo que me ha venido repetidas veces a la cabeza.

      Me gustaría desarrollar más mi visión de esta temática; si en dos semanas la cosa sigue durando quizás tenga ocasión.

      Saludos a todos.

      Eliminar
  8. En gecan.info salen 9 elaboradores y 52 estilos propios. No cuadra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La fuente es bastante confiable y su información está bien actualizada. Igual, no viene al caso...

      Eliminar
    2. Confía, Max, confía. Que la gecan no está al dia de las nuevas micros legalizadas y hay alguna que otra baja que no ha querido participar...

      Eliminar
  9. Cuando me siento en el sofá de mi casa a tomar una cerveza no pienso mucho en si la cerveza que me voy a tomar ha estado madurando un año en un barril de roble con los calzoncillos del Abad de un monasterio belga. De la oferta que tengo disponible, tengo mis preferencias y por gracia o por desgracia las únicas que puedo abrir sin pensar: “ A ver que sale aquí..” son cervezas industriales o semi-industriales. Ojalá tuviera seis brewpubs en mi ciudad para acudir frecuentemente, pero parece ser que los empresarios españoles quieren empezar al revés del mundo y sólo montar micros. No lo entiendo, parece que lo que gusta es tener una marca que llegue a ser reconocible y colgarse el cartel de “Maestro cervecero” en todos los medios de comunicación provincianos que puedas. En vez de servir modestamente tu propia cerveza y si el consumidor te da su aprobación y sube la demanda, terminas por poner tu micro. Y ese es a mi modo de ver el problema de los precios inflados de los artesanos españoles, han empezado al revés.
    ¿Qué está pasteurizada? Vale, pero sé lo que me voy a encontrar y está buena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Interesante lo que decís, y es algo que me ha estado dando vueltas por la cabeza. La situación (y no solo en España, ojo) es que una nueva marca sale a la calle y todos la tenemos que comprar porque es nueva y el movimiento y la puta que lo parió. ¿Pero no debería ser al revés, que los elaboradores tienen que sudarla para ganarse nuestro dinero?

      Eliminar
  10. Max, hasta ahora no habia leido el articulo. Llevaba unos días sin cumplir al 100% mis obligaciones en internet. Yo intento ser de lo que no consumen cosas que les parecen caras. Pero lo paso mal, porque me quedo sin probar muchas cervezas que me gustaría probar (y no solo españolas, eh? que las cervecerías extranjeras hacen muchas ediciones caras que no puedo permitirme tampoco, como infinium, shepherds, etc).

    Y claro que la mejor arma es la billetera. Pero desde el blog somos unos idealistas que luchamos por causas "nobles" o "justas" (siempre desde nuestro punto de vita, claro) y consideramos que podemos servir como herramienta para acelerar los procesos de cambio en esta época del 2.0.

    Y con respecto a la encuesta, lo que buscabamos era el dato de la percepción de los demás (la nuestra ya la sabemos) sobre qué les parece caro o barato en una cerveza. Los datos ya estan resumidos y la entrada programada (esta semana teníamos otra cosa por la que pelear) y a mi me han parecido interesantes, y supongo que (como pequeño estudio de mercado) a los lectores que tengamos en las diversas fases de la cadena productor-consumidor, también les podrán interesar.

    ResponderEliminar
  11. "Pero lo paso mal, porque me quedo sin probar muchas cervezas que me gustaría probar". Esta es la clave del problema, este es el verdadero motor de la burbuja. Gente que cree que tiene algún tipo de obligación de comprar todo lo nuevo que aparece. ¿Acaso no hay suficientes cervezas buenas, a precios moderados o adecuados que valen la pena comprar de nuevo?

    Si los blogs quieren hacer algún tipo de campaña respecto a los precios, que cada uno ponga en su portada "yo me niego a comprar cervezas de más de XXEU", o algo por el estilo y "denuncien" con nombre y apellido aquellas cervezas cuyo elevado precio no se corresponde con la calidad.

    Para verdaderamente cambiar las cosas hay que actuar, no quejarse. Aquel que contribuye voluntariamente a una situación que le desagrada/no le es conveniente, no puede quejarse, porque es parte del problema...

    ResponderEliminar
  12. Pues yo me he cansado de pagar... antes me tomaba unas 3-4 cervezas "premium" el fin de semana, ahora me tomo 0-1 y el resto son cervezas baratas tunizadas, sidra/vino fermentado en casa y sigo tomando alguna industrial para comer.
    Además he dejado de comprar vino para cenar (me solía tomar una copa diaria) y ahora tomo de lo que fermento en casa. Zumo de manzana a 0.5€ el litro o mosto a 1€ el litro y medio, además es mucho más gratificante :)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario