Ir al contenido principal

Una más

En su momento hablé de mi filosofía a la hora de catar una cerveza nueva. Básicamente, se trata de concentrarme sólo en lo que tengo en el vaso, ingnorando u olvidando todo lo que haya sido escrito y dicho sobre la cerveza en cuestión. Claro, es más fácil decirlo que hacerlo con muchas cervezas, y con otras, es simplemente imposible.

Hace poco mi amigo Gunnar me envió desde Noruega una caja con seis cervezas, una de ellas sin etiqueta. Identifiqué la botella como la de Westmalle, pero pensé que se trataba de una cerveza casera. Cuando miré con más atención la tapa, veo que no era otra que la Westvleteren 12, sí, la misma a la que le pegaron la estúpida etiqueta de "La mejor cerveza del mundo".
Cómo podría entonces encarar la degustación de algo que viene con tanto alboroto? (no les voy a contar la historia de la cervecería, la mayoría de ustedes ya la saben, y los que no, búsquenla, la internet es una herramienta fantástica para ello). Es imposible olvidarse de todo lo que se ha dicho sobre esta cerveza y las expectativas, por más que uno no lo quiera, son enormes. Al fin, decidí que la tataría como una Trapista más, y la compararía con el resto de las cervezas de la familia que he probado.

La Westvleteren 12 es de color ámbar muy oscuro, coronada por una espuma esponjosa. El aroma es más bien suave, noté caramelo, frutas pasas, pan de centeno fresco y algunas notas de acidez que contrastaban con el resto. Al paladar entra seca, luego aparecen contrastantes notas de toffee, café, frutas pasas para cerrar de nuevo seca, con algunos toques picantes. El 10,2%ABV está ahí, se siente, pero muy bien integrado y le da a la cerveza carácter, como una especia bien utilizada.
Sin tener en cuenta ésta, no es Westvleteren 12 la mejor cerveza que probaste? Me preguntará alguien. No, responderé, ni siquiera es la mejor Trapista que he tomado (si por mejor entendemos la que más me gustó). La pondría bien detrás de Westmalle Tripple y Orval.

Pero, puede que no haya viajado bien! Dice otro por ahí. No noté nada fuera de lugar, pero es una posibilidad, sí. Por otro lado, la primera Westmalle Tripple que tomé vino de España y la última, la compré en un supermercado en Praga y me sigue gustando más.

Pero, le faltó el elemento sorpresa! Tímidamente agrega otro. La verdad es que muchas de las cervezas que más me han impresionado lo hicieron en parte por la sorpresa, no sabía qué esperar de ellas. Ése no fue el caso con Westvleteren 12, pero tampoco lo fue con Orval y me sigue gustando más.

Westvleteren 12 es una muy, muy buena cerveza, una gran cerveza si quieren, pero, si fuese tan fácil de conseguir como el resto de las trapistas, estaría todavía considerada como la "mejor del mundo". No lo creo. Para mí, gran parte de su atractivo reside en que no es fácil de conseguir y está ampliamente demostrado que la gente tiene tendencia a sobrevaluar este tipo de productos.

De más está decir, me encantaría volver a tomarla, así que si alguien me quiere enviar una botella, será más que bienvenido. Nunca va a ser mi Trapista favorita, pero es la única que no puedo conseguir en Praga.

Na Zdraví!

PD: Si la historia es cierta (y creo que lo es), estoy seguro que los monjecitos de la abadía de San Sixto no están del todo contento con la tontería de "La mejor cerveza del mundo". Será que la botella que recibí es de una partida "autosaboteada" para que así los geeks cerveceros los dejen un poco en paz?

Comentarios

  1. Hola

    creo que gran parte del mito es conseguirla , pedir turno en la abadia , que no te venden mas de seis o doce botellas ( eso creo ) que a veces no hay todo el anio , un mito ,como hay muchos otros en este mundo cervecero sin dar ejemplos .
    Yo no la probe , yo probe la otra que hacen con la misma receta , que no recuerdo el nombre y es accesible a todos (creo que es la st bernardus )y me gusto mucho , pero no es la original .

    bueno saludos

    omar

    ResponderEliminar
  2. Me gustaría mucho poder probar esta cerveza y así poder sacar mis propias conclusiones y saber cuanto hay de verdad detrás de este gran mito, pero sin dudas debe de ser una excelente cerveza.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Lo del mito de conseguirla es bastante relativo. Yo estoy seguro que hay una gran cantidad de cervezas que me costaria mucho mas conseguir que una westvleteren. Quien la quiera probar no tiene mas que buscar un poco en internet. No le va a costar mas que una buena botella de vino, o claro esta, moverse hasta Belgica. No hace falta viajar a la abadia, hay varios sitios especializados que la suelen tener en carta.

    Sobre lo de si es la mejor cerveza del mundo... no lo se... al menos de las que llevo probadas si. Y lo digo sin problemas: ES LA JODIDA MEJOR CERVEZA QUE HE PROBADO.

    P.D: Que suerte tienen lo que dicen que es solo una mas... ;)

    ResponderEliminar
  4. En general las trapistes son todas muy pero muy buenas , desde las chimay ( digamos las mas populachas y facil a encontrar en el mercado ) pasando por la orval que es exelente ( dicen que el queso que hacen en la abadia para acompaniar la birra es exelente tambien ) , son todas birras TOP.

    bueno un saludo


    omar

    ResponderEliminar
  5. Sé que hoy esta cerveza se puede conseguir mucho más facilmente que antes (en parte gracias a la tontería de "La mejor cerveza del mundo"), pero todavía sigue siendo más difícil de encontrar que las otras trapistas. Y bastante más cara que ellas también.

    Ahora que la probé, a mi entender, el precio no se justifica del todo (creo que por ahí leí que en España cuesta 15EU, en un eshop yanki la vi por 40USD) si tenemos en cuenta que, por un lado está en el mismo nivel de calidad que varias otras y por otro, el precio al que la venden en el monasterio.

    ResponderEliminar
  6. Pero lo que no se puede hacer es juzgar esta cerveza por un precio que en realidad no tiene o no existe. En cada sitio le pondran el precio que consideren independientemente de si dentro de la botella hay oro o pis de gato. Yo te puedo decir que he pague 6,95€ en un bar de Brujas y en una tienda en Bruselas y 5,60€ (mas envio) en una tienda online. ¿excesivo? Creo que no... ya he pagado mas caras otras cervezas.

    ResponderEliminar
  7. No juzgo a la cerveza por el precio, más si me la regalaron.

    Si la hubiese visto en Praga, la hubiese comprado con ganas, sin importar lo que me hubiesen pedido, y no me hubiese arrepentido. Claro, después de tomarla y ver que puedo conseguir Westmalle Tripple u Orval, que me gustan más, por el equivalente de 2,50EU, no creo que la hubiese vuelto a comprar.

    ResponderEliminar
  8. Lo bueno interesante es el precio en el monasterio, sale 36euros las 24 botellas, osea 1,5eur cada una.
    ese si que es un buen precio.

    ResponderEliminar
  9. Es un mito , y los mitos son importantes en todos los ambitos de la vida , al menos yo lo veo asi .

    saludos

    omar

    ResponderEliminar
  10. Yo sí creo que está entre las elegidas.

    Al contrario que Pivni yo la situaría por delante de la Westmalle Triple y la Orval y por supuesto de las demás trappistas, excepto la Rochefort 10, que siempre estará por delante.

    Para mi la Westleteren es una grandísima "auténtica" cerveza. Quiero decir con ello que no sorprende por su complejidad, o por ingredientes que puedan otorgarle un sabor especial y único, sorprende por lo bien hecha que está, y lo "sencilla" que resulta ("sencilla", en su categoría).

    Cuando digo que prefiero la Rochefort 10, lo digo por que a mi me gustan las cervezas ligeramente especiadas y/o aromatizadas. La Rochefort 10 tiene ese sútil toque anisado que junto con el alcohol, maravillosamente integrado en el espectacular cuerpo, la convierte en un cervezón.

    Para terminar, si tuviera que categorizar entre las trapenses, esta sería la alineación:

    1. Rochefort 10
    2. Westvleteren 12
    3. La Trappe Quadrupple
    4. Orval
    5. Westmalle Triple
    6. Achel Blond

    Respecto a lo de mejor cerveza, pues bueno, es como todo, algo de verdad hay en ello. En lo que estoy de acuerdo es que parte del mito lo crea la dificultadad para conseguirlas.

    ResponderEliminar
  11. No mencioné la Rochefort porque hace mucho que no la tomo, pero por lo poco que me acuerdo, quizás sí la pondría arriba de la Westvleteren. Pero son cosas de gustos.

    Donde no estoy de acuerdo con vos, Luis, es en lo que decís al final. Para mí no hay absolutamente nada de verdad en lo de la "Mejor Cerveza". No es por ninguna falta de la cerveza en sí misma, sino porque tal cosa como "La Mejor Cerveza del Mundo" no existe, ni existirá nunca.

    ResponderEliminar
  12. Finalmente probé esta cerveza y, si bien presentó una excelente calidad, no me sorprendió demasiado, ya a esta altura le juega muy en contra lo del "elemento sorpresa".

    ResponderEliminar

Publicar un comentario