Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de febrero, 2008

El trueno en el estante

Tal es la traducción al español de Hrom do Police, una hospoda medio perdida en las calles de Vinohrady, un barrio residencial de Praga plagado de restaurantes, cafés y hospody para todos gustos y presupuestos, además de lleno de interesante arquitectura de fines del siglo XIX y principios del XX. Lindo lugar para caminar por sus calles arboladas y escparse un poco de las multitudes del centro.
Y así fue que encontré este lugar, bueno, en realidad un cartel que lo anunciaba. Lo que me hizo cambiar mi ruta no fue otra cosa que el logo de una cervecería. Měšťanský pivovar v Poličce, Polička para los amigos, es casi desconocido en Praga. Lo cual es una gran lástima. Por suerte el pivovar es propietario de esta hospoda, así que allí se puede encontrar toda su línea de cervezas.
All llegar a la esquina de Moravská y Chodská se puede ver el cartel con el logo de la cervecería. El primer impulso es entrar por la puerta que está inmediatamente abajo, lo cual sería un error ya que se trata de un…

Pasado, presente y futuro

Iba a ser Svijany, pero debido a que su maestro cervecero no iba a poder asistir, el pivovar decidió cancelar su presentación en Pivovarský Klub, cediéndole su lugar a Regent, el pivovar de la sureña cuidad de Třeboň.
Regent es una de las cervecerías múas viejas de Chequia. Fue fundada en 1379 en un monasterio y, como muchas otras, tuvo una historia bastante turbulenta. Pasó entre muchas manos. A fines del s.XIX era una de las cervecerías más grandes de Europa, con una capacidad de 5 millones de hl al año. Luego de un pico de 10 millones hl antes de la primera guerra mundial, Regent emprezó a entrar en decadencia. Su producción cayó más de un 50% cuando, luego de la independencia de Checoslovaquia, las ventas a Viena fueron prácticamente cesadas. La cosa no mejoró ni durante ni después de la segunda guerra. Como el resto, fue estatizada durante el régimen comunista y no ganó su independencia hasta el año 2000. Hoy es una de las tantas cervecerías que lucha por mantenerse a flote en un …

Manifiesto Cervecero

Hace casi un año que este blog funciona. Durante este tiempo he tenido la oportunidad de conectarme con otros blogeros cerveceros y amantes de la divina bebida y disfrutar y apoyar su esfuerzo de promover la buena cerveza en países donde el vino es rey indiscutido.
Gracias a ellos me puedo enterar de cómo evoluciona la escena cervecera en varios países hispanoparlantes. Sus experiencias, conjuntamente con las mías, me terminaron de convencer que la cerveza es una bebida más compleja que el vino.

El problema es que para la mayoría cerveza significa sólo una cosa, y no de lo mejor. Pero, a diferencia del vino, la cerveza es el resultado de la combinación de, al menos, tres o cuatro ingredientes:
Agua. Más allá de que puede ser manipulada químicamente, es diferente en todos lados. Más allá de recetas y estilos, las cervezas siempre variarán según el agua que se utilice para su elaboración.
Maltas, generalmente de trigo o cebada. De hecho un semi-producto, resultado de un proceso sujeto a inc…

Altas expectativas

Žatec, una localidad a unos 90km de Praga cuyo nombre en alemán, Saaz, tiene mucho significado para los amantes de la buena cerveza.
La cuidad, si estuviese un poco mejor cuidad, podría ser linda para visitar, en especial en los meses de verano cuando las interminables plantaciones de lúpulo están a días de ser cosechadas. Lamentablemente no es ese el caso.
Hay también un pivovar en Žatec, como no podía ser de otra manera. Lamentablemente, si alguien visita la cuidad no lo culparía si no se diese cuenta de ello, ya que incluso en el centro de la cuidad es casi imposible encontrar algún lugar donde sirvan las cervezas locales.
Hace unos años, por motivos de trabajo, iba todas las semanas a Žatec. Entonces pude probar algunas de las cervezas, pero mucho no me acordaba, así que decidí comprar un par de botellas y ver qué tal estaban. Siendo que vienen de donde vienen, las expectativas eran altas.
Las tres que compré fueron la Premium, la Baronka y la Xantho.
Empecé con la Premium (4.9%ABV). A…

De vuelta al jardín...

Ah! Aquellos primeros meses en Praga. Cuánto descontrol. Cuántas noches de borrachera con amigos. Hoy ya son parte de un difuso, pero agradable pasado. Cuando los recuerdo, me hacen sonreir, aunque no los extraño. A veces me pregunto cómo los sobreviví.
Uno de los lugares que solíamos frecuentar entonces era U Sadu (en el jardín). En una calle tranquila, a la vuelta de la torre de TV en Žižkov y muy popular en el barrio. Una vez que mi vida se tranquilizó un poco dejé de ir, no debido a alguna mala experiencia, simplemente las cosas así se dieron.
Un día decidí volver. Históricamente U Sadu era una hospoda donde reinaban Gambrinus y Pilsner Urquell. En algún momento la cosa cambió y si no hubiese sido por "The Good Beer Guide - Prague and the Czech Republic", quizás nunca me hubiese enterado. La hospoda es ahora una tankovná y Pilsner y Gambrinus siguen como estrellas, pero se les ha sumado un amigo nuevo, Primátor Weizen, la muy buena cerveza de trigo del Pivovar Náchod (30…

Master, otra ronda.

Tuve la oportunidad de tomar ambas Master por primera vez cuando fueron presentadas en Praga. En ese momento las nuevas cervezas de Plzeňský Prazdroj me causaron una muy buena impresión.
Volví a tomarlas en varias ocasiones, pero sin tomar notas de cata. Las cervezas hoy se consiguen en muchas hospodas y restaurantes en Praga y el resto del pais, y al parecer son un relativo éxito.
Hace unos días decidí pedirme un vaso de cada una y tomar notas nuevamente. Empecé por la Master 13°.
La Master 13° es una cerveza ámbar con espuma esponjosa. Sus aromas son de suaves ciruelas pasa, algunas frutas y notas herbales. Al tomarla sentimos un suave sabor acaremlado con un final largo y bien amargo. Es una muy linda cerveza, pero en su categoría me quedo con la Primátor Poltomavé 13° o la Bernard Jantár, ambas me parecen más interesantes y mejor logradas.
Le siguió la Master 18°. Una cerveza bien oscura con una compacta espuma beige claro. El aroma me gustó mucho, sentí manzanas asadas con café tosta…

Segunda vuelta en Beroun

Por fin pude realizar my más que postergada segunda visita a Pivovar Berounský Medvěd. Varias veces la había planeado, pero siempre, por un motivo u otro, tuve que cancerlarla. El otro día, por suerte las cosas se dieron de manera tal que no tuve otra opción más que ir.
Así que fui hasta Hlavní Nadraží y me tomé el rápido de las 11:16 y en un poco más de media hora estaba en Beroun. Salí de la estación y giré a la izquierda, mi buen humor empezó a mejorar cuando vi el cartel del pivovar mientras me acercaba al puente.
Como la primera vez que fui, no pude evitar sonreir al pasar por abajo del puente y acercarme a la entrada del lugar donde funciona Berounský Medvěd. Entrar a un depósito de chatarra para ir a tomar una cerveza es de los más bizarro que uno se pueda imaginar, pero ahí está, en medio de metales retorcidos, tanques y piezas de autos, el único edificio que no parece escenografía de película de terror.
Cruzar la puerta es como entrar en otro mundo. Poca luz, el techo soportado …

Empezó a full

Impresionante el comienzo del 2008. Desde el primer sorbo de la soberbia Florenc 14:14 hasta la deliciosa 11° de Berounský Medvěd que acompaño la cena de ayer, enero fue un mes espectacular.
Pasaron también la brillante Dopple-dopple Bock, y ni hablar de la švestkové y la siempre maravillosa OldGott Barique de U Medvídku. Pero eso no es todo, Pivovarský Dum tuvo como cerveza del mes la žitní (centeno) ale, una poltmavé con notas frutales y melosas en su aroma y lindo sabor con bien equilibrado caramelo y frutas tropicales con un final corto y algo cítrico. Me gustó mucho.
Quizás lo mejor del mes fue la apertura de Pivovar Bašta, con sus baratas y muy buenas cervezas, en especial la bavorské. Cada trago de esa delicia parecía un bocado de torta casera. Espero que la vuelvan a servir pronto.
Pero hay más. Aquellos que han estado en Pivovarský Klub en estos dias han podido probar la genial Rambousek Dyňové (calabaza). Sí una cerveza saborizada con calabaza, que, como era de esperarse del ar…