Ir al contenido principal

La Ronda #3: Cata de Cervezas, educando paladares

En la nueva edición de La Ronda (el proyecto comunitario de los blogs cerveceros españoles) el amigo Delirium nos propone lo siguiente:

"Debéis organizar una cata de cervezas virtual, es decir proponer unas cuantas cervezas que daríais a catar en un hipotético curso de cata o charla acerca de la cerveza. Suponed que lo que queréis es dar a conocer esta bebida a gente que por lo general no es bebedora habitual de cerveza, o no pasa de la cerveza comercial de cualquier bar. La pregunta es ¿qué cervezas le daríais a conocer en una cata?."

La idea es que elijamos 5 a 8 cervezas que no sean muy difíciles de conseguir, nada de artesanales elaboradas en remotos monasterios.

Realmente me dio bastante que pensar. Me costó armar una lista. Desde el principio había decidido que todas las cervezas serían checas. No porque tenga nada encontra de cervezas importadas de calidad, sino porque me parece que, a pesar de estar consideradas entre las mejores del mundo, las cervezas checas sen encuentran también entre las menos conocidas.

Pero aún así, qué elegir que sea representativo del arte cervecero checo, ésa era la pregunta. Podría tranquilamente hacer una cata de 8 ležáku (o pilsners, como se las conoce en el extranjero), pero ya todo el mundo sabe lo buenas que pueden llegar a ser y no causarían demasiada sorpresa (además de poder llegar a resultar algo monótono, en especial para novicios que quizás no podrían apreciar las diferencias entre una y otra). La idea de hacer una progresión numérica del 11 al 18 según la graduación Balling también fue descartada. Puede que sea simpática, pero carece de demasiado concepto. Pensé también en armar tres catas, una de světlé (rubia), otra de polotmavé (ámbar) y una de tmavé o černé (oscura o negra) de diferentes graduaciones, etc. Pero estaría rompiendo con las reglas de la consigna.

Así que decidí hacer algo parecido, pero creo que mejor, a lo que organicé el año pasado con la gente de Pivovarský Klub y tratar de armar una buena selección, bien variada en todo sentido. La cata incluye 8 muestras (más una sorpresa para limpiar el paladar, sí, estira un poco las reglas, pero verán que tiene sentido) divididas en cuatro parejas.

Primera pareja, empezamos con las rubias:
Bernard Svateční Ležak(12°balling, 5%ABV). La única que más o menos encajar en el estilo checo más famoso, Pilsner Lager, pero que a la vez es una muy buena representante del "estilo" que más me gusta, kvasnicové. Una cerveza refrescante, con buen equilibrio entre frutas, flores y cítricos, ligera pero con buen cuerpo, gracias a las levaduras en la botella.
Primátor Weizen (5%ABV): Otra kvasnicové, esta vez de trigo. Una cerveza que está ganando cada vez más adeptos. Diferente a las weizen alemanas, pero no por ello menos buena. Más frutal, algo más corpulenta, menos ácida y terriblemente refrescante. Por ahora, la única pšeničné de producción industrial regular en Chequia, esperemos que haya más.

Segunda pareja, vamos con las ámbar:
Ferdinando Sedm Kuli (13°balling, 5.5%ABV): Puede que hayan otras mejores, pero a ésta la elegí porque ha demostrado ser una favorita de muchos visitantes extranjeros. El toque diferente se lo dan las hierbas que forman parte de la receta.
Primátor Polotamvé 13%(13°balling, 5.5%ABV). Otro representante de la gran cervecería de Náchod y la cerveza que más me gusta en su categoría. Perfecto balance entre caramelo y hierbas secas. Una de esas cervezas que no disgustan a nadie y que nunca me canso de tomar.

Tercera pareja, se oscurece el panorama:
Regent Tamvý Ležák (4.4%ABV). Una gran cerveza que merece más recocimiento. Liviana de cuerpo pero con sabores intensos que mezclan las notas acarameladas y dulzonas de varias cervezas oscuras checas con más interesantes notas tostadas y de café.
Herold Bohemian Black Lager (13°balling, 5.2%ABV) Una de mis grandes favoritas, que como la Regent, merece más reconocimiento. De sabores intensísimos llenos de notas de cacao, café, caramelo, toffee y un sabroso final seco y tostado. Una cerveza excelente en todo sentido

Cuarta pareja, pisando fuerte:
Vyškov Jubiler (16.8°balling, 7.5%ABV). Otra de mis grandes favoritas. Alcohol integrado a la perfección, sabores increíblemente bien balanceados donde domina el amargor del lúpulo, pero que no abruma a las delicadas notas de miel y frutas. Una cerveza que me encanta sentarme a tomar despacio.
Pardubický Porter (19°balling, 8%ABV). Otra cerveza fuerte en serio, pero con el alcohol maravillosamente bien integrado, no abruma los sabores y aromas sino que les de carácter y los refuerza, dejándonos sentir ciruelas pasas, oporto todo acompañado por notas amarges que compensan el duzlor del resto.

La sorpresa se trata de Bernard s Čistou Hlavou (Bernard con Cabeza Clara), la nealko de la gran cervecería de Humpolec. Una cerveza sin alcohol de soprendente amargor e incluso cuerpo. Su sabor corto y refrescante, sumado a la falta de alcohol, creo que la hacen ideal para limpiar y descansar el paladar entre pareja y pareja, o muesta y muestra; además de mostrar que en Chequia se elaboran también cervezas sin alcohol de muy buena calidad.

Creo que la selección es variada y tan amplia como la consigna lo permitía. Podría haber incluido muchas más, pero estas ocho cervezas pueden demostrar sin ningún problema que el arte cervecero checo es mucho más que solamente Pilsner Lager. Siendo que, salvo la Primátor Weizen, todas las cervezas son lagers, también le demostraría a los no iniciados o pseudoconocedores que la palabra lager no significa solamente la bebida gaseosa, amarillenta e hiperindustrializada de las grandes marcas internacionales, sino que en la familia se puede encontrar un rango de sabores, aromas y texturas que nada tienen que envidiarle a las más celebradas ales. De paso, también le demuestra a la gente de Antares en Argentina que las lagers también pueden ser robustas, dulzonas, oscuras, complejas y generosas en alcohol.

Na Zdraví!

Comentarios

  1. Esperaba con ansiedad esta cata, y no me ha defraudado en absoluto. La única que conozco es la Regent, que efectivamente, es una gran cerveza. Las demás, me las apunto para probarlas si algún día surge la oportunidad!

    ResponderEliminar
  2. Pues apunta, apunta Iker, porque yo estuve por allá hace poco y no te creas que salí conociendo muchas más. Ahora son éstas pero Max te sorprenderá con otras dentro poco.

    Me gusta la idea de probar por parejas de cervezas similares y la audacia de la cerveza sin alcohol. Las cervezas sin alcohol de acá están horribles... las que he probado. Confieso que no suelo comprar estas cervezas.

    Un saludo! Y ya contarás cuando repitas la cata con la gente del pivovarsky Klub!

    ResponderEliminar
  3. Que dolor saber que ninguna de esas cervezas las puedo probar aca... :(

    Max, me dejaste con la intriga de por que el último comentario de Antares...

    ResponderEliminar
  4. Sabía que alguien me iba a preguntar por el comentario de Antares. En realidad el palo no es para la cerveza ni la gente que trabaja en la cervecería sin para el ignorante que escribió el comunicado de prensa de la Antares Alt, tal cual salió publicado en MundoCerveza, y que comenté en la crítica que hice a estos últimos unos posts atrás

    La verdad que podría armar varias catas. Hace rato que ando con ganas de organizar en casa, con amigos, una cata ciega de desítka y nealko (sobre las cuales estoy preparando un post que espero tener listo dentro de poco).

    En cuanto a la posibilidad de probar estas cervezas, y otras, en España (y por qué no Argentina) si uno de mis postergados planes se realiza, puede que tengan oportunidad de hacerlo en la comodidad de su hogar o su cervecería favorita.

    ResponderEliminar
  5. Upa! te vas a hacer exportador de cerveza! Vamos Max!!!!!! :)

    Max, quisiera consultarte algo en privado... me escribirías a galapagos.logia@gmail.com ya que no tengo tu mail?
    Gracias!

    ResponderEliminar
  6. No nos hagas ilusionar Max! Desde que leo tu blog sueño con tomar algun elixir checo! :)

    ResponderEliminar
  7. Me gusta la cata, me gusta el emparejado y el contraste que ofrece ya que representa los matices que alguién con un concepto del sabor va a aprender a reconocer y a elogiar seguro.

    Regents y Primátor es lo mejor que llegó a España de Chequia en materia de cerveza. Esperemos que ese plan postergado del que algo conocemos por Asturies salga adelante. No sólo lo esperamos si no que lo deseamos jejejee.

    La Poter me interesa mucho, me da buenas vibraciones. Me extraña que no culminaras tu Opus con la X33, ya te cansó? o sólo la tomas en situaciones especiales??

    Sobre les nealko, sin alcohol, alcoholfrei, etc... Espero leer pronto ese artículo( largamente trabajado, ya lo habías comentado hace tiempo) porque me interesa aunque la opinión que tengo formada no creo que cambie. Para mi no es cerveza.Puede saber a cerveza pero no es cerveza.La Cerveza tiene que estar fermentada. Alguno me dirá "Sí, pero se fermenta y luego por diálisis o por evaporación se elimina el alcohol" vale, de acuerdo, dejame acabar le diré yo. La cerveza tiene que estar fermentada y....tener alcohol.El resto son jugos de cereales con color, aspecto olor y algunas sabor a cerveza. Sin embargo reconozco que alguna está muy bien lograda. La que más me gustó, por el parecido es la Clausthaler alemana, con un ligero 1% abv y muy rica para ser lo que en España se llama por ley Malta espumoso. Pero el tirón comercial de Sin Alcohol es tan grande que las cerveceras lo usan mucho más. No puedo opinar de las checas porque no las probé pero imagino que serán parecidas a esta teniendo en cuenta la cultura y el buen hacer de la cerveza.
    Independientemente de eso, de que gusten, sorprendan o agraden( en ocasiones lo hacen) yo no las voy a considerar cerveza para mí nunca dejarán de ser un cañón sin carga, falsa munición.

    Haya Salud

    ResponderEliminar
  8. Ah se me olvidó comentar sobre lo que tu llamas y yo secundo, Ignorante de Mundo Cerveza.... desgraciadaamente es tan cerrado el tipo que ni siquiera va a tener la curiosidad de seguir el enlace a tu web.Pierde una oportunidad de oro de abrir sus ojos a la realidad pero bueno, si es feliz así es su problema.Como él hay cientos.Gente que vive encerrada en su burbuja, en ocasiones casi onanista y que no quiere contacto con el mundo ni abrir su mente. Haya salud aagain

    ResponderEliminar
  9. Chela,

    Pensé en coronar la cata con la X33, pero la verdad es que quería hacerla solamente con cervezas industriales, un poco para mostrar que también éstas pueden ofrecer gran variedad y calidad.

    En cuanto a las nealko. En parte estoy de acuerdo con vos. No las veo como cervezas propiamente dichas, pero sí como una bebida alternativa a la cerveza.

    ResponderEliminar
  10. Jum, buena cata, aunque la única que conozco es Bernard me ha gustado la estructura y las breves explicaciones de cada una de ellas. Si al final el Interrail que tengo planeado en Septiembre pisa tierras checas, sin duda llevaré los nombres apuntados en la libreta de catas, a ver si me puedo hacer con unas cuantas de ellas.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  11. Buena cata,

    a ver si un día de estos tenemos oportunidad de hacerla realidad ;-)


    Salud, Andrés.

    ResponderEliminar
  12. Tomo nota y apunto para mi próxima visita a Praga.
    Como bien dice Chela, por aquí, salvo la Primator y en algún tiempo(que ahora no) la Regent (se de unos que se ventilaron varias cajas en el Paco´s y aún hoy la piden a ver si cuela), es imposible conseguir ninguna de las que citas en tu cata.
    Ojala esto cambie pronto y puedas llevar a cabo tu proyecto.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  13. Muy interesante y util. En ciertos lugares en Londres, hay una gran seleccion de cervezas checas, y puedo comprar algunas de estas. He probado la Regent, la Herold y la Pardubicky (gracias a Evan!), y tambien he probado la Bernard de barril, pero no se si era la kvasnicove o no.

    Pero para la otras tenemos que esperar hasta que estemos de nuevo en Praga...

    ResponderEliminar

Publicar un comentario